scorecardresearch

Antonio Pérez Henares: «Ésta es la novela de mi tierra»

Inmaculada López
-

'Chani' presentó ayer en Guadalajara su obra «más personal» en el Teatro Auditorio Buero Vallejo

Antonio Pérez Henares 'Chani' junto al periodista Antonio Herraiz en la presentación de su última novela, ayer en la capital alcarreña. - Foto: Javier Pozo

Hace poco más de un mes y medio que Antonio Pérez Henares 'Chani' lanzaba su última novela, 'Tierra Vieja'. Desde entonces, el escritor y periodista alcarreño ha recorrido multitud de ciudades y municipios de toda España para presentar la que es «su obra más personal», tal y como él mismo la define. Pero en este periplo todavía faltaba su querida Guadalajara y, por fin, ayer llegó el momento. Chani se mostraba feliz y satisfecho de estar en su tierra para, precisamente, departir sobre una historia que habla de su tierra. Y es que 'Tierra Vieja' se desarrolla en la época de la Reconquista en su pueblo de nacimiento, Bujalaro, aunque luego se expande por otros rincones de la provincia (Atienza, Sigüenza, Zorita de los Canes, etc) y abarca más localizaciones como León y Córdoba. «Esta es la novela de mi tierra. Mi pueblo, Bujalaro, fue uno de los más de 200 englobados en el Común de la Tierra de Atienza. Sus milicias concejiles combatieron y murieron en Alcarcos y lucharon y volvieron en triunfo de Las Navas», detalló.

El también periodista alcarreño y colaborador de La Tribuna de Guadalajara, Antonio Herraiz, fue el encargado de conducir una agradable velada que tuvo lugar en la Sala Tragaluz  del Teatro Auditorio Buero Vallejo y a la que asistió un nutrido grupo de espectadores, entre ellos, rostros conocidos como el del senador popular, Antonio Román. 

'Tierra Vieja' narra la historia de la gente común, de estos incansables campesinos que sembraban y segaban el campo, pero que también levantaron iglesias y ermitas «y construyeron el país que hoy conocemos», pero que nadie les ha dado el protagonismo y la importancia que sí tuvieron los reyes, los nobles y los guerreros en la época medieval. «'Tierra Vieja' no es otra cosa que la historia de mis antepasados, que no están en los anales de los reyes ni en las crónicas de las batallas, pero a los que conozco. No solo, llego hasta palparlos. Son, fueron, las gentes de apie de aqauellas fonteras de la Extremadura castellada, en el más enconado tiempo de la Reconquista, cuando Al-Ándalus había sido tomado por el integrismo más feroz y los grandes ejércitos africanos venían año tras años a arrasar y llevarse todo lo que no mataban, incendiaban o talaba», resumió el escritor. «Fueron gentes que llegaron de todos los lugares a repoblar unas tierras donde la muerte, el acabar ellos y sus hijos esclavos, la cas entregada al fuego y las cosechas y ganados perdidos estaban al albur de una noche y la llegada de los jinetes enemigos, que acechaban al otro mismo lado de la sierra. Vinieron a ella y perseveraron contra todo adversidad», añadió.

Antonio Pérez Henares 'Chani' junto al periodista Antonio Herraiz en la presentación de su última novela, ayer en la capital alcarreña.Antonio Pérez Henares 'Chani' junto al periodista Antonio Herraiz en la presentación de su última novela, ayer en la capital alcarreña. - Foto: Javier Pozo

En este sentido, Pérez Henares quiso hacer un paralelismo con el mundo rural actual y con la tan debatida España vaciada, un calificativo que, tal y como confesó, no le gusta nada utilizar. «Allí vive gente que cuida ese inmenso territorio, yo no lo veo abandonado. Lo veo labrado y cultivado», afirmó el escritor. «Lo que sucede es que, efectivamente, en ese mundo rural vive mucha menos gente porque donde antes labraban cien yuntas ahora valen cinco tractores. Ésa es la clave. Y porque las condiciones de vida eran muy duras». Unas condiciones que, según reflexionó el guadalajareño, han mejorado mucho y que no justifican que las nuevas generaciones no quieran vivir en los pueblos. «Ahora, he de decir, la gente no quiere ir a los pueblos no porque sea dura, sino porque no le da la gana», sentenció.

El acto concluyó con la atención de Chani a sus paisanos y con la firma de ejemplares de esta apasionante novela que se trata, sin duda, de un canto a la libertad y al amor por el terruño.