scorecardresearch

De enero a julio ya se han ocupado 151 viviendas en la región

L.G.E.
-

Según el Sistema Estadístico de Criminalidad, este año en 79 casos las viviendas estaban habitadas y en 72 no. En 2021 el total de viviendas ocupadas llegó a las 181

De enero a julio ya se han ocupado 151 viviendas en la región - Foto: Luis López Araico

¿Es la ocupación de viviendas un problema real en Castilla-La Mancha? ¿Hay un alarma desproporcionada en comparación con el número de casos? Para aquellas personas que lo hayan sufrido o que tengan de vecinos a unos okupas, seguramente no tengan dudas de que la ocupación es un problema muy grave, pero a la hora de analizar los datos ni siquiera es fácil saber cuántos casos se producen. Lo admite el propio Gobierno de España en una respuesta por escrito en el Congreso de los Diputados. 

Avisan de que por un lado, se incluye el allanamiento de morada (artículo 202) y, por otro lado, la usurpación de inmuebles (artículo 245), sea con violencia o no, y sean residenciales o no. Además ya avisan de que en el Sistema Estadístico de Criminalidad el campo relativo al uso de la vivienda no es de cumplimentación obligatoria. Es decir, que estas cifras pueden no coincidir con los datos disponibles de totales de viviendas ocupadas. Así lo matizan en la respuesta que dan a una pregunta de varios diputados de Vox. 

Entrando ya en los números, las ocupaciones en viviendas de Castilla-La Mancha alcanzaron la cifra de 181 el pasado año, en 2021. De todas ellas, fueron mayoría las que se produjeron en viviendas no habitadas, con 112, mientras que hubo 72 en viviendas habitadas.

También hay datos de este 2022, de los meses comprendidos entre enero y julio. Ya van por 151 viviendas ocupadas. En este año están siendo más las ocupaciones de viviendas habitadas, con 79, en comparación con las no habitadas, que han sido 72. 

A nivel nacional, el Gobierno de España señala que las denuncias por ocupación han bajado entre un 7 y un 10 por ciento en lo que va de 2022. Sin embargo, no parece que sea la tónica de Castilla-La Mancha. Si sigue la tendencia de los primeros siete meses del año, llegará a diciembre superando los datos de 2021. Es más, solo en las cifras de viviendas habitadas, ya se han registrado más ocupaciones que el pasado año. 

Madrid es la provincia  española que se lleva la peor parte de estas cifras, con 620 ocupaciones de enero a julio de 2022. Le sigue Sevilla con 325 y Murcia con 219.

Toledo: 79 casos. Es la provincia con más ocupaciones, con 46 de viviendas no habitadas en 2021 y 33 habitadas. De enero a julio de 2022 van 34 (18 habitadas). 

Albacete: 45 casos. De los casos de 2021, 16 fueron en viviendas habitadas. En este 2022 ya van 35 (14 en viviendas habitadas).

Ciudad Real: 29 casos. De los casos de 2021, 12 fueron en viviendas habitadas. Pero destacan los 66 que lleva en 2022, 40 de ellos en viviendas habitadas. 

Guadalajara: 20 casos. De los casos de 2021, 9 fueron en viviendas habitadas. En este 2022 suma 9 (5 en viviendas habitadas).

Cuenca: 11 casos. Es la provincia menos afectada, con 11 casos en 2021 (dos en viviendas habitadas). En 2022 lleva 7.

Pendientes de la aprobación en el Congreso de las propuestas de la ley castellano-manchega

Se van a cumplir dos años desde que las Cortes regionales aprobaron una propuesta de ley para luchar contra la ocupación ilegal. Finalmente estas propuestas de Castilla-La Mancha se han vehiculado a través de dos enmiendas del PSOE a la Ley de Eficiencia Organizativa de la Justicia. Una permite el desalojo si en un plazo de 48 horas los ocupantes no aportan un título legítimo y otra agiliza el juicio de allanamiento, que será competencia del juez y no del jurado popular. 

Las enmiendas están publicadas, pero todavía falta que se voten en la Comisión y se incorporen al articulado de la ley.