scorecardresearch

"Si baja el IVA, debería ser una medida eficaz"

Beatriz Palancar Ruiz
-

Lleva al frente de Fedeco desde el año 2005, una federación que aglutina a más de 220 comerciantes de Guadalajara, siendo el gremio más numeroso el del textil y calzado en número de establecimientos, pero la alimentación gana en cuanto al empleo

Ángel Escribano es presidente de Fedeco desde el año 2005. - Foto: Javier Pozo

Va camino de cumplir 18 años de manera ininterrumpida al frente de la Federación de Asociaciones de Pymes y Autónomos de Comercio en Guadalajara (Fedeco), que está integrada dentro de la patronal de Ceoe-Cepyme, y Ángel Escribano (Horche, 1962) tiene la energía suficiente para continuar al frente de un colectivo que está acusando la reducción del poder adquisitivo de las familias y la fuerte competencia que existe con el comercio electrónico. Tiene la esperanza de que, después de los años más duros de la pandemia y la crisis de los precios o las materias primas del pasado año, este 2023 sea mejor para la economía. 

¿Cómo se ha desarrollado la campaña de Navidad para los comerciantes de Guadalajara?
Todos los empresarios, siempre, esperamos que sea mejor que el año anterior, por norma. Desde luego, ha sido mejor que los últimos dos años por distintas circunstancias. En términos generales, ha estado bastante bien la campaña de Navidad desde el Black Friday.

Aunque llevamos unos pocos días de rebajas, ¿están cumpliéndose las expectativas que había puestas en este periodo de descuentos?
Habría que mirar los sectores. Por ejemplo, para la ropa de abrigo y calzado está yendo bastante bien porque en noviembre hizo mucho calor, empezó la temporada floja, y, poco a poco, está mejorando. Está yendo bastante bien en casi todos los sectores, todavía no tenemos unos datos cerrados porque, hasta que no pasa enero, no sabemos como ha ido exactamente pero tiene buena pinta inicialmente. 

Ángel Escribano es presidente de Fedeco desde el año 2005.Ángel Escribano es presidente de Fedeco desde el año 2005. - Foto: Javier Pozo

¿Había temor a que el año 2023 no fuese bien por la contención de compras de los ciudadanos por la crisis de los precios?
Sí, evidentemente, había miedo porque hay menos dinero porque han subido los precios en todo. Fíjate, a nivel nacional ya han dicho que ha bajado el consumo de la carne y el pescado. Lógicamente, se nota. La vida continúa. 

¿Cómo está afectando el incremento de los costes energéticos a los comerciantes de Guadalajara?
Afecta mucho en los beneficios de las pequeñas empresas, sobre todo el coste de luz. Intentamos gastar menos. El que no tiene, pone luces LED que tenían que estar desde hace años, y hay gente que recorta horario para gastar menos.

¿Cómo está ayudando Fedeco a sus asociados para sobrellevar esta situación de sobrecostes?
Siempre nos adelantamos. Cuando sale cualquier norma, un boletín o consejos vía Ceoe, se los mandamos constantemente a todos los empresarios. Son muy genéricos para todos y les brindamos información a nuestros asociados. No hay semana que no se mande algo.

Ángel Escribano es presidente de Fedeco desde el año 2005.Ángel Escribano es presidente de Fedeco desde el año 2005. - Foto: Javier Pozo

¿La rebaja del IVA cree que es una buena medida y cree que será eficaz para incentivar el consumo?
Debería ser eficaz pero no lo sé hasta que no tengamos datos. Si baja el IVA de ciertos productos de primera necesidad debería ser una medida eficaz pero el tiempo lo dirá. Así tendría que ser para incentivar el consumo. Se debería haber aplicado desde el minuto uno.

Entre los consumidores, hay desconfianza a que no se aplique esa rebaja por el sobrecoste que asumen los comerciantes en algunos productos para tener menos pérdidas o más ganancia,  ¿los comercios pueden no aplicar la rebaja?
Se ha transmitido a todos los asociados toda la información sobre el IVA y deberían de cumplirlo dentro de sus posibilidades. Lo que no se puede hacer es que si bajan el IVA, tú subas el precio, no debería ser así porque el cliente, hoy en día, sin moverse, desde el móvil, tiene todos los precios.

¿Temen que la inflación siga conteniendo el gasto en los hogares hasta el final del invierno?
Los macronúmeros a nivel nacional, hay que creérselos pero no creérselos, en la calle, muchas veces, en el mostrador, no lo notamos en el corto plazo. Sí que notamos cuando la gente no tiene dinero, ahí sí somos los primeros en notarlo. Tenemos la esperanza de que todo vaya mejor en Guadalajara respecto a otros sitios de España.

¿Cuántos socios tiene en este momento la Federación, es un número que ha ido cayendo en los últimos años a consecuencia de distintos factores como la pandemia y la crisis energética posterior?
En Fedeco, tenemos más de 220 asociados y hay que tener en cuenta que hay ciertas asociaciones que son comercios pero que tienen su propia asociación. En Ceoe-Cepyme, los distintos sectores de comercio superan los 400 asociados. 

¿Cuál es el gremio más numeroso dentro de Fedeco?
Creo que todo el comercio de textil y calzado creo que es el más numeroso en cuanto a número de establecimientos, pero en número de trabajadores creo que es alimentación porque genera más empleo.

¿Cómo ha cambiado la pandemia a los comerciantes?
A todos nos ha cambiado de una manera o de otra. Nos hemos acostumbrado a vivir con ello y con el miedo. Estamos ahí.

En los últimos años, el modelo comercial de Guadalajara capital ha ido cambiando, ¿hacia dónde cree que se está orientando o debería orientarse en el futuro?
Guadalajara está creciendo. Por ejemplo, Aguas Vivas y la zona de Manantiales están muy activas, la zona de la plaza de toros y de Virgen de la Soledad sigue teniendo sus comercios, pero donde más ha cambiado es en la calle Mayor. Desde la época de Irízar que empezó a hacerse esa calle peatonal, desde entonces, no ha levantado cabeza.

¿Cree que el proyecto anunciado para la creación de una Zona de Bajas Emisiones (ZBE) en la ciudad de Guadalajara va a dar la puntilla al comercio de la zona o es una buena oportunidad para intentar revitalizar, comercialmente hablando, el centro de la capital?
La calle Mayor de Guadalajara está en cuesta y es difícil caminar por ella. Los remedios no se han puesto nunca. Distintas corporaciones han intentado hacer cosas. Eje Cultural, bolardos, pero la realidad es que estamos igual o peor que hace 15 años. Esto es una realidad. No se ha dado con la fórmula porque, por un lado, somos cómodos y estamos acostumbrados a aparcar en la misma puerta. Ahora, tienes que dejar el coche e ir andando. Es por la costumbre del público. Si vas a la zona centro de Madrid tienes que ir en transporte público o pagar toda una mañana por tener el coche en el aparcamiento. Pero aquí, no estamos acostumbrados. Los aparcamientos de Guadalajara se cierran los sábados porque no va gente, y no va gente porque se cierran los sábados. Es la pescadilla que se muerde la cola. Que se cobre o no se cobre por un parking es lo de menos, lo importante es que sea cómodo. Los comerciantes ya nos encargaremos de que la gente venga y aparque.

¿Cuáles son las principales demandas de su colectivo respecto a las administraciones?
Muchas veces nos ha pasado con las obras que primero se hacen las cosas y luego nos las explican. Nos ha pasado desde la época de Antonio Román, y con esto de la Zona de Bajas Emisiones nos ha pasado lo mismo. En este caso, primero, piden la subvención, y hay que entenderlo porque es una norma europea, pero no se puede adjudicar una obra y no sabemos ni qué se va a hacer exactamente. Nos han prometido que en estos días nos van a informar. Nos enteramos por la prensa. Siempre hemos dicho que esto parece la senda de los elefantes. No solo ocurre en Guadalajara. Primero, hacen las cosas y hacen camino por donde realmente les viene bien. 

¿Qué planes o campañas tienen previsto presentar en el próximo año para incentivar las compras de cercanía, hay alguna novedad que pueda desvelar?
Estamos desarrollando ya el diseño de  las campañas. Algunas se van a mantener porque funcionan muy bien y, si algo funciona, no se debe cambiar. Sí que va a haber alguna novedad pero, justamente, estamos este mes preparando, junto con el Ayuntamiento de Guadalajara y a nivel provincial con Ceoe, las distintas campañas que vamos a realizar con un calendario. Lo que ha funcionado lo vamos a mejorar y a potenciar. 

¿Sienten apoyo institucional para mejorar el tejido comercial ?
Sí, tenemos buena relación con el Ayuntamiento de Guadalajara, siempre hemos estado dialogando con todos los concejales y el alcalde. Siempre hemos ido de su mano pero, muchas veces, nos gustaría ir un poco por delante, pero el apoyo sí que lo tenemos. 

¿Qué mensaje transmitiría a aquellos que ya no compren en comercio de proximidad?
Realmente, casi nadie deja de venir. Otra cosa es la comodidad. El comercio local de Guadalajara trae mucho trabajo y mucha riqueza. Lo primero es que se queda esa riqueza en la ciudad. Sí somos conscientes de que tenemos que atraer al gran público que viene de Madrid, sobre todo en verano a los pueblos, ahí tenemos que trabajar muchísimo todavía. Lo que pasa es que los pueblos, en invierno, de lunes a jueves están vacíos, y los fines de semana están hasta arriba. Eso influye en el comercio directamente. Cada persona somos un mundo, hay personas que compran todo por internet aunque tengan que devolver el 80% del material pero otros muchos prefieren ir al comercio para comprar. Quiero animar a todo el público de Guadalajara y de la provincia a que paseen por nuestros comercios y nuestros pueblos para que compren en los pequeños comercios porque es importante.

¿Tiene algún deseo para este 2023 que acabamos de comenzar?
El mejor deseo que podemos tener es que se acabe la crisis y con el descontrol que hay con las materias primas que nos tiene a todos locos. Después de la pandemia, ha sido muy difícil continuar para muchas personas. Mi deseo es que tengamos salud y que podamos trabajar para ganar dinero.