scorecardresearch

Arranca el macrojuicio de Chiloeches con más 130 testigos

Belén Monge Ranz
-

El alcalde espera que si de esta compleja causa «se esclarece» que el fuego fue provocado y que se reciclaban los residuos peligrosos de forma inadecuada, los culpables paguen por ello

Arranca el macrojuicio de Chiloeches con más 130 testigos

Han pasado algo más de cinco años desde que un 26 de agosto de 2016 se declarará un incendio en una planta ilegal de reciclado de Chiloeches que llevaba cerrada desde junio de ese mismo año por no cumplir las medidas de seguridad exigidas por el Ayuntamiento. La nube de humo era visible en gran parte del Corredor. Hay quien asegura que afirmó haberla visto desde el mismo Madrid. 

El pasado año por estas fechas concluía la retirada de unas 8000 toneladas de residuos, en su mayoría tóxicos. Entre otras cosas, en esta vista se dirimirá no solo el origen del  incendio sino si existió una trama ilegal de residuos peligrosos que se mezclaban con escombros y se trasladaban a vertederos comunes para abaratar costes.  

Este lunes arranca en la Audiencia la vista oral que sienta en el banquillo de los acusados a 18 personas físicas y tres jurídicas. En algunos casos la Fiscalía pide penas de hasta 19 años de prisión y 14 de inhabilitación, al tiempo que les hace responsables civilmente de gastos de casi 15 millones de euros. Además de varias  empresas, entre los acusados hay ex altos cargos y jefes de servicio  de la Junta de Castilla-La Mancha y el que fuera alcalde de Chiloeches, César Urrea. En cuanto a los delitos que la Fiscalía considera que se pueden haber dado figura el de prevaricación medioambiental, participación en grupo criminal, delitos agravados de gestión peligrosa de residuos y de explotación de instalaciones peligrosas y el de falsedad en documento mercantil.

Debido al elevado número de investigados que hay en esta causa y las normas Covid que hay que seguir,  ha habido que habilitar en una zona del primer piso de los antiguos juzgados de Beladíez una Sala de Vistas con las suficientes dimensiones como para acoger a todos los intervinientes en el procedimiento. La capacidad de las salas del nuevo Palacio de Justicia y de la propia Audiencia Provincia era insuficiente.  

En principio, el primer día solo está previsto que se lleven a cabo las cuestiones previas. Será a partir del martes cuando, previsiblemente, arranquen las declaraciones de los acusados, continuando después al menos unos 130 testigos, además de los peritos. La previsión es que el juicio se prolongue hasta el 17 de diciembre. 

El  alcalde de Chiloeches, Juan Andrés García, espera que de este macrojuicio «se esclarezca»si ese incendio fue provocado y cómo se reciclaban los residuos peligrosos. «Las medidas para combatir este tipo de delitos son: inspección, inspección e inspección», afirma a La Tribuna García, quien aclara que eso es lo que se ha hecho desde el Ayuntamiento, especialmente a empresas que pudieran llevar riesgo de  este calado.  Ahora, su deseo es que quien haya causado estos daños pague por ellos porque «con este terrorismo medioambiental se puso en riesgo la vida de 200.000 de vecinos del Corredor del Henares. Y si desde el Gobierno regional no llegan a actuar rápidamente, hubiéramos hablado de una catástrofe medioambiental muy grave» , subraya.  

Este juicio se instruyó en su día como causa compleja y será una de las vistas que congregue a un mayor número de acusados en una sola sala. Solo es comparable a la celebrada en Toledo en el 2008, en la que la hermana de la entonces princesa de Asturias, Telma Ortiz, llevo a juicio a 57 medios de comunicación y perdió la demanda.