scorecardresearch

Tres nuevos incendios, ya controlados, sacuden la Alcarria

Inmaculada López Martínez
-

Romanones, Peñalver y Padilla de Hita son las tres localidades que resultaron afectadas por estos fuegos

Detalle del incendio de ayer en terreno agrícola de Romanones. - Foto: L.T.

 La comarca alcarreña volvió a verse afectada este fin de semana por una pequeña oleada de incendios que, afortunadamente, ya se encuentra bajo control de los agentes medioambientales. El primero fue declarado a las 15,29 horas de ayer domingo en el término municipal de Romanones, en terreno agrícola, afectando también a la cercana localidad de Armuña de Tajuña. Para su extinción, trabajaron 12 medios (tres aéros y nueve terrestres) y un total de 51 personas. El fuego se dio por controlado tres horas después, a las 18,13, aunque todavía no se notificado su extinción total por el sistema de información regional de incendios forestales.

El segundo de los incendios tuvo lugar en la noche también del domingo en Padilla de Hita, pedanía de Hita. La declaración oficial de fuego tuvo lugar a las 22,54 horas, quedando controlado a las 02,46. Para sofocarlo, trabajaron en plena noche  seis medios (todos terrestres) y 26 personas. La superficie afectada también fue agrícola y todavía no se ha dado totalmente por extinguido.

El último de los fuegos acontecidos en la provincia en las últimas horas, también en la comarca alcarreña, ha ocurrido esta mañana de lunes en Peñalver. Comenzaba a las 7,41 de la mañana y en menos de una hora, a las 8,35, ya estaba controlado gracias a la rápida intervención de dos medios y 10 efectivos. Este fuego en zona de pastizal y matorral se daba por extinguido a las 10,05 horas.

Elevado riesgo

El viento, las altas temperaturas y la sequedad del campo por la ausencia prolongada de precipitaciones se han covertido en el caldo de cultivo perfecto para la declaración y propagación de incendios. Por ello, el Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Consejería de Desarrollo Sostenible, pide a la población extremar las precauciones en cualquiera de las actividades que se realicen en el medio natural ante la larga ola de calor que ya ha hecho presencia en la península, también nuestra región y provincia, y que se prevé dure alrededor de diez días, lo que incrementará el riesgo de incendios forestales y podría complicar las labores de extinción en caso de que se produjeran.

Según ha señalado el director general de Medio Natural y Biodiversidad, Félix Romero, se trata del tercer episodio de ola de calor en lo que va de año, dejando temperaturas "extremadamente altas" que se prolongarán alrededor de diez días. "Según los datos de los que disponemos hablamos de una de las olas de calor más duraderas a las que nos hemos enfrentado desde 1975, tan solo superada por una vivida en 2003 y otra en 2015", ha incidido Romero.

Además, tal y como ha añadido, la región arrastra este año un "gran estrés hídrico ante la falta de precipitaciones y todo ello unido dificultaría las labores de extinción de un incendio forestal en caso de que se produjera". Por ello, ha pedido a la ciudadanía "máximo cuidado" en cualquier actividad al aire libre y, especialmente, en zonas de montaña o si se van a realizar labores agrícolas, ya que con estas condiciones anómalas "podrían ser numerosos los casos de incendios forestales".

En este sentido, ha recordado que nueve de cada diez incendios se producen por la mano del hombre y en períodos de riesgo alto y extremo de incendio forestal está prohibida la realización de barbacoas en el medio natural y la quema de restos vegetales, asimismo se recomienda evitar actividades agrícolas, especialmente en las horas más calurosas del día.

"Ahora más que nunca es tarea de todos proteger nuestros bosques, evitar chispas y deflagraciones en el campo, no arrojar cerillas o cigarros al suelo ni dejar vidrios o cristales, además de evitar el uso de la maquinaria en el campo, mantener en buen estado los motores de nuestros vehículos y las parcelas limpias de vegetación propensa a arder fácilmente", ha dicho el director general de Medio Natural y Biodiversidad.

Además, ha puesto de manifiesto que quienes vayan al monte en épocas de riesgo de incendios deben "conocer bien el terreno, las vías de comunicación y caminos alternativos, siempre transitar por zonas de mucha visibilidad y alertar al 112 en caso de ver cualquier columna de humo".

Por último, el director general ha hecho un llamamiento a los agricultores, dado el elevado número de incendios por cosechadoras en las últimas semanas, y ha pedido la máxima colaboración de este colectivo y de toda la ciudadanía "tanto para que avisen a los servicios de emergencias ante cualquier indicio de incendio, como para que faciliten la labor de los distintos cuerpos de emergencias que componen el Plan Infocam durante las labores de extinción de incendios forestales".

El Plan Infocam está activo durante los 365 días del año y, como ha recordado Félix Romero, está compuesto por cerca de 3.000 personas. En este año, el presupuesto destinado por el Gobierno regional es de 95,2 millones de euros y se cuenta para la campaña con un total de 249 medios, entre aéreos y terrestres.