scorecardresearch

«El cultivo del espárrago verde está en clarísimo descenso»

Inmaculada López Martínez
-

El nuevo presidente de la Asociación Provincial de Productores de Espárrago Verde analiza la marcha de la campaña actual y la situación general de este sector agrícola tan importante en la provincia

Adolfo López es el nuevo presidente de la Asociación de Productores de Espárrago Verde de Guadalajara. - Foto: Javier Pozo

Adolfo López es el nuevo presidente de la Asociación de Productores de Espárrago Verde de Guadalajara, tras el proceso de renovación de la Junta Directiva que este colectivo sectorial celebró el pasado mes de marzo. Con más de 30 años de experiencia en el sector, este agricultor de Torre del Burgo espera que, tras varios años de intenso trabajo, pueda culminarse pronto el proyecto de Indicación Geográfica Protegida (IGP) para este exquisito manjar de la tierra.

¿Cómo se está desarrollando la actual campaña del espárrago verde en la provincia?

Pues está siendo una campaña muy complicada. Al principio hizo mucho frío, se retrasaron los espárragos y, luego, cuando ya empezábamos a cortar, a principios de abril, nos vino un hielo. Ese hielo fue muy fuerte durante dos o tres días seguidos y arrasó con todos los espárragos que había fuera de la tierra. Entonces, tanto el frío que nos vino durante marzo como el hielo de principios de abril, nos ha retrasado la campaña unos 20 días. Esto lo que ha provocado es perder 20 días de corta y, lógicamente, 20 días de venta. Y también nos ha concentrado toda la producción a partir del 15 de abril, con lo cual el espárrago no ha gastado su energía y ahora la está dando de golpe. Ello implica que, ahora mismo, haya una saturación de producto porque hay una explosión de producción. Y esto también es malo porque el mercado no es capaz de absorberlo. Se nos ha juntado nuestra producción de la provincia con la del resto de producciones de toda España y de toda Europa. Podríamos decir que es la tormenta perfecta. Y para remate está la ola de calor que llega que lo único que va a hacer es empeorar aún más la situación. En definitiva, está siendo una campaña muy muy complicada porque las condiciones climatológicas han sido muy desfavorables.

Adolfo López es el nuevo presidente de la Asociación de Productores de Espárrago Verde de Guadalajara.Adolfo López es el nuevo presidente de la Asociación de Productores de Espárrago Verde de Guadalajara. - Foto: Javier PozoEsta situación, ¿significa un descenso de los precios?

Ahora mismo, el precio del espárrago verde está hundido. Esos 20 días de corta que hemos perdido por el frío nos han hecho polvo ya que los días de antes de la Semana Santa suelen ser muy buenos de venta porque en Europa hay costumbre de comer espárragos para esta festividad. Del 20 de marzo al 15 de abril han sido días perdidos de buena venta y de buenos precios. Ahora, nos encontramos con un montón de producción, muy complicada de gestionar (el trabajo, el almacén y las ventas) y, encima, con unos precios muy bajos. Y a todo esto hay que sumar el incremento de costes de producción que sufrimos (gasoil, fertilizantes, embalajes, transporte, etc.).

¿Qué previsión de producción esperan en la provincia?

Se está dando una circunstancia. Como no somos capaces de manejar la alta producción que está habiendo en las parcelas por el motivo que anteriormente he explicado, pues se están dejando parcelas sin cortar. El año viene bien de espárragos. Quitando el cinco por ciento de producción que perdimos por la helada, el año sería normal. Pero si tenemos en cuenta que estamos dejando parcelas sin coger porque no somos capaces de gestionar el trabajo en el campo ni en el almacén por la saturación que hay, pues lógicamente la producción será inferior esta campaña. Un año normal, en la provincia de Guadalajara, la producción de espárrago está en torno a los cuatro millones de kilos de venta. Este año, no sabemos cómo vamos acabar.

¿Han vuelto a necesitar muchos temporeros extranjeros para hacer la campaña?

Suelen venir los grupos habituales, los que repiten de un año a otro. Fácilmente serán más de 600 personas en la provincia. Lo que sí notamos es que cada vez vienen menos, es decir, que cada vez es más costoso encontrar gente que quiera hacer la campaña. En general, cuesta conseguir trabajadores, hay escasez. Muchos ya no quieren venir y no sabemos por qué. Desde la pandemia, hay un cambio de tendencia.

¿Cuántos asociados componen la Asociación de Productores de Espárrago Verde de Guadalajara y cuáles son sus principales objetivos de mandato?

Somos casi 30 asociados. Nuestra razón de ser es que el sector tenga una sola voz, que estemos agrupados y que podamos reunirnos con la administración o con los diferentes estamentos implicados para solicitar ayudas en conjunto, no como agricultores individuales. Y nuestro objetivo primordial este mandato es conseguir la IGP.

¿En qué momento exacto se encuentra este proyecto?

Estamos en la fase final de redactar el proyecto para enviarlo al órgano competente de Europa a fin de que lo estudie y valore si somos o no meritorios de obtener esta distinción de calidad.

En caso de conseguirla, ¿qué cree que supondría para el sector?

Está claro que sería un reconocimiento de un producto en el que los esparragueros de Guadalajara llevamos trabajando durante muchos años. Si alguien externo te reconoce la calidad de tu producto es mucho mejor para llegar más al comprador y al consumidor. La IGPes un marchamo de calidad que nos ayudaría a vender y a colocar mejor nuestro producto en el mercado. 

¿Qué cualidades hacen del espárrago verde de Guadalajara un alimento único?

El sabor y la jugosidad del espárrago de Guadalajara es diferente y de muy alta calidad por el terreno y el clima en el que se cultiva. Tenemos un suelo muy rico, distinto al que hay en Andalucía o Granada que es la principal zona productora de espárrago de España. Y luego está el clima, el clima continental que tenemos aquí, la diferencia de temperatura entre el día y la noche, el fresco que hace por la noche consigue que este espárrago tenga una calidad especial. 

¿Cuáles son las zonas de la provincia que acogen este cultivo?

El espárrago en Guadalajara sigue con sus zonas tradicionales de toda la vida que son tres valles: el del Badiel (donde más hay), la vega del Henares (donde empezó) y hay un poquito en el valle del Tajuña.

¿Está creciendo la superficie?

No. Ahora mismo el cultivo del espárrago en Guadalajara está en clarísimo descenso. Se necesitaría un apoyo de todos los organismos para que no descendiera más. Estaremos en las 500 hectáreas.

¿A qué cree que se debe?

El principal problema es la rentabilidad. Seguramente no tiene la rentabilidad suficiente para hacer frente a todos los problemas que este cultivo conlleva. Por ejemplo, la falta de mano de obra, cada vez es más complicado encontrar trabajadores. Luego también hay que tener en cuenta que poner en marcha una plantación de espárragos vale muchísimo dinero, la inversión inicial puede llegar a los 15.000 euros por hectárea y hay que esperar al menos tres años para tener una producción que te empiece a compensar los gastos y hasta el quinto año no se empieza a ganar dinero. Entonces, con la incertidumbre que hay de falta de mano de obra, de todas las complicaciones que tiene el mundo del espárrago, con la pandemia que nos ha venido, con la guerra y con la subida general de los costes de producción los agricultores no se arriesgan a hacer una inversión tan fuerte.

Entonces, ¿no es un cultivo tan rentable como siempre se ha dicho?

Creo que no es tan bonito como lo pintan. Éste es un cultivo que, lo primero, necesita mucho trabajo y es un cultivo difícil de gestionar. ¿Qué tiene su rentabilidad? Lógicamente, si no la tuviera tendríamos que abandonarlo, pero dependemos tanto de la climatología que es muy volátil. Por ejemplo, el año pasado fue muy bueno, pero este año va a ser todo lo contrario.

¿Funciona bien la exportación?

El espárrago de Guadalajara funciona fenomenal en la exportación. Para exportar lo primero que hay que tener es calidad y cumplir con la normativa. Ya solamente con saber que se está exportando da una garantía de calidad. En Guadalajara seguramente se estará exportando el 70 por ciento de la producción.

¿Qué demandas tiene del sector?

Nuestra mayor demanda es más apoyo en la promoción. En todo caso, desde nuestra asociación agradecemos a la Delegación y a la Consejería de Agricultura todo el apoyo que nos están prestando para obtener la IGP y también a la Diputación por la subvención que concede a la promoción del espárrago verde. Por último, me gustaría animar a los consumidores a que consuman productos de la tierra.